En Actualidad

Pilar Conde dona al Prado una obra de Giulio Clovio

La coleccionista afincada en Estados Unidos ha regalado, por iniciativa propia, a la American Friends of the Prado Museum «Cristo resucitado» del autor italiano, considerado el mejor miniaturista e iluminador del Renacimiento. Se trata de la primera obra de este artista que se incorpora a los fondos del Museo.  


El Museo del Prado da la bienvenida a una obra de Giulio Clovio, artista ausente de sus colecciones hasta ahora. Cristo resucitado (1550) es una pequeña pintura hecha en gouache y acuarela sobre vitela, posiblemente encargada por el cardenal Alessandro Farnesio al miniaturista italiano hacia mediados del siglo XVI. Para su ejecución, se inspiró en la escultura de mármol Christo porta crocce de Miguel Ángel, conservada en Santa Maria sopra Minerva (Roma).

La pieza permaneció en una colección privada en España hasta poco antes de ser adquirida por su última propietaria: Pilar Conde. Esta tenía el clovio colgado de las paredes de su propia casa americana, como atestigua el artículo que publicamos en ARS Magazine número 10. Ya entonces confesaba su pasión por la tradición clásica de los siglos XVI al XVIII, que había descubierto de niña gracias a sus visitas al Museo del Prado, cuando jugaba a elegir el cuadro que se llevaría a casa.

Paradójicamente, ese juego infantil tiene su respuesta –muchos años después– en esta donación. Porque es ella quien ha regalado al Prado ese ‘cuadro’ adquirido a mediados de los años 1990. “Pensé que debía de donarlo a los American Friends del Prado para el disfrute de todos los visitantes del Museo y espero que el público cuando venga a ver el clovio disfrute tanto como yo lo he hecho”.

Respecto a su depósito en la pinacoteca, la directora de la institución americana, Christina Simmons, comenta: “Agradecemos enormemente a Pilar Conde su generosa donación y es una gran satisfacción poder ofrecer esta obra de máxima calidad en depósito al Museo del Prado.” Por su parte, el director de la pinacoteca que a partir de ahora acogerá esta joya del Renacimiento, Miguel Falomir, muestra su doble agradecimiento, a la asociación filantrópica y a la donante.

Giulio Clovio (1498-1578) fue el miniaturista más importante y celebrado del Renacimiento italiano. Conocido por su amistad con El Greco, ideó una nueva técnica que consistía en aprovechar la textura y los tonos propios del soporte –papel, pergamino o vitela, como en este caso– para aplicar el color por medio de pequeños puntos que, unidos, parecen “como una nevada que cae sobre la pintura”, según describió su coetáneo Francisco de Holanda.

Felipe II poseyó varias miniaturas suyas, pues ya era admirado en España desde tiempos de Carlos V. Actualmente, en España solo se conservaba una sola obra del artista: Sagrada Familia con santa Isabel y San Juanito en el Museo Lázaro Galdiano de Madrid.

Pilar Conde Gutiérrez del Álamo nació en Linares. Vive desde hace décadas en Estados Unidos, donde ha desarrollado su carrera profesional, dentro del ámbito financiero.

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search