En Actualidad

La Frick Collection recupera a Bertoldo di Giovanni

Hablar de Renacimiento es sinónimo de hablar de la ciudad de Florencia y, por ende, de la familia Medici. Cuna de las artes y motor de un nuevo estilo que pretendía recuperar el esplendor de la cultura clásica, en ella florecieron nombres de la talla de Donatello o Miguel Ángel. El tratadista Giorgio Vasari consagró a ambos en sus famosas Vitae, publicadas por primera vez en la ciudad del Arno en 1550. Pero toda luz proyecta sus sombras, y esta acabó por diluir el brillo de otros artistas contemporáneos. Es el caso del escultor florentino Bertoldo di Giovanni (Florencia, hacia 1440-Poggio a Caiano, 1491), cuya figura recupera ahora la Frick Collection en una muestra que se inaugura en el día de hoy.

Bajo el título Bertoldo di Giovanni: The Renaissance of Sculpture in Medici Florence, el museo neoyorquino profundiza en la figura del insigne escultor. Formado junto a Donatello (1386-1466), trabajó en el taller de su maestro hasta asimilar por completo su estilo. A la muerte de este, Bertoldo fue el encargado de finalizar sus obras inconclusas, entre las que se encontraba el relieve en bronce sobre la vida de Cristo para la basílica de san Lorenzo. Sus lazos de amistad con Lorenzo de Medici hicieron posible que nuestro artista tomase las riendas de la escuela de escultura creada por su mecenas en el jardín de su palacio en la Via Larga, donde también actuó como conservador de la fabulosa colección medicea de escultura grecorromana. Allí fue donde dieron sus primeros pasos Miguel Ángel (1475-1564) o Jacopo Sansovino (1486-1570).

Fue precisamente para Lorenzo el Magnífico para quien creó algunas de sus mejores piezas, algunas de las cuales pueden contemplarse en la muestra. Fundamental es su Batalla (hacia 1480-1485), que ha prestado en Museo Nazionale del Bargello; o el conjunto de placas de terracota vidriadas que realizó para la decoración del pórtico del palacio mediceo de Poggio a Caiano y que dejó inconcluso a su muerte en 1491. Bertoldo también contó con el aprecio de otros grandes comitentes de la Italia de su momento. Así, para el duque de Ferrara, Ercole d’Este, fundió un Hércules a caballo que pudo servir como regalo de boda del noble con Leonor de Nápoles en 1473.

En su producción demuestra su dominio en el tratamiento del bronce y de la terracota, materiales que combinó con la madera con una gran versatilidad. Bertoldo no sólo abordó la escultura exenta, a través de sus famosas estatuillas en bronce –en ellas supo recuperar la tradición clásica de las figurillas romanas de temas paganos, como demuestran sus Portadores de escudo–, sino también el plano bidimensional en sus espectaculares relieves y en las medallas. Éstas últimas cumplieron además un papel político y propagandístico de primer orden. Así lo demuestra la acuñada bajo el tema de La conspiración Pazzi, que narra el intento de derrocar del poder a los Medici en 1478 a cargo de la familia Pazzi.

Bertoldo di Giovanni: The Renaissance of Sculpture in Medici Florence, podrá visitarse desde el 18 de septiembre hasta el próximo 12 de enero de 2020. Cuenta con préstamos de gran valor, pues algunas de las piezas expuestas no habían salido nunca de Italia hasta la fecha. Para la ocasión se ha editado un catálogo en el que se revaloriza su figura, con textos de su comisaria, Aimee NG, conservadora de la Frick y especialista en el Renacimiento italiano. Junto a ella, escriben, entre otros, Xavier Salomon.

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search