En Mercado

Segre, entre Sorolla y Romero de Torres

Las dos piezas, con salidas desde los 95.000 y los 90.000 euros, serán las que dominen la licitación del día 24


 

Con la plena y lógica preocupación aún por el coronavirus y sus efectos personales, sociales y económicos en nuestro país y en el mundo, llega el catálogo de la atractiva cita del próximo día 24 de marzo en Segre. Queda mucho tiempo aún por delante, pero esperamos que las medidas impulsadas sean efectivas y que el pánico no se expanda más de la cuenta. Ayer y hoy, de hecho, ha habido subasta en Alcalá, con buenas ventas, por teléfono o por escrito la mayor parte de las mismas…

Aquí se dilucidan dos asuntos. En primer lugar, comprobar si el coleccionismo responde a invitaciones de calidad, como la que ahora comentaremos. Y en segundo lugar, si ambos autores citados, Sorolla y Romero de Torres, buenos representantes de la modernidad en nuestro país, tienen ese efecto hipnótico que se les supone.

De Joaquín Sorolla (1863-1923), Segre ofrece un espectacular aunque temprano Caballero con banda (O/L, 78,2 x 57,5 cm; lote 149). Fechado en diciembre de 1882, y pintado por tanto con menos de veinte años, es un magnífico ejemplo de la temprana calidad del valenciano y de su estudio de los grandes clásicos del museo del Prado, Velázquez especialmente. Sorprende la soltura de la pincelada, en la banda y el cuello, principalmente, en una fase donde su producción es muy minuciosa aún; y eso mismo es lo que le hace muy grande. Con el consabido certificado de Blanca Pons-Sorolla donde se especifica que está presente en el catálogo razonado del pintor (BPS 819), saldrá a pujas por 95.000 euros (por cierto, para bolsillos con alcance menor, pueden ver también otro buen lienzo, El perro dogo, c. 1887 (O/L, 27,2 x 43 cm; 152-A), por 25.000 euros).

La otra gran pieza, de Julio Romero de Torres (1874-1930), es muy diferente. No hay aquí grandes efectos sino más bien el cercano Retrato de Aurora Semprún Ramos (O y temple/L, 47 x 54 cm; lote 153), hija del médico de la familia y del pintor. Pintado hacia 1906, con una casa solariega cántabra en segundo plano y el mar al fondo destacan, como es habitual en el cordobés, los ojos de la retratada, cautivadores y melancólicos, que parecen unirse al sentimiento que emana el entorno. No es extraña, por tanto, la cercana escritura, a modo de dedicatoria, que aparece: “Recuerdo de Comillas para mi querido doctor D. Eduardo Semprún”. Con certificado también de Mercedes Valverde, se ofrece por 90.000 euros.

Y así como en el primero vemos la destreza del valenciano y podemos esperar algunas pujas más, por esa admiración técnica, parece más lógico pensar que habrá más interés por parte de los coleccionistas por el emotivo retrato del cordobés, al que supo añadir incluso un magnífico paisaje.

Si retrocedemos al mundo de los antiguos maestros, tres recomendaciones. La primera, por cuestión de precio y autor, los dos lienzos inéditos atribuidos al gran retratista oficial Miguel Jacinto Meléndez: Retratos regios de Felipe V y de María Luisa Gabriela de Saboya, c. 1701/2 (O/L, 29 x 23 cm c/u; lote 115). Retratos muy tempranos, vista la juventud de ambos esposos, casados en noviembre de 1701, se percibe también una especial calidad que hace audaz el gesto del nuevo rey (desde noviembre del año anterior) de llevarse la mano al toisón. Ofrecidos por 60.000 euros, será interesante compararla con la pareja comparada por el Estado, por 170.000 euros más comisiones e impuestos, en Abalarte en diciembre de 2015, vestidos de cazadores y de hacia 1712 (ver).

La segunda recomendación: la tabla de Juan de Valdés Leal, Ángel de la guarda protegiendo el alma cristiana y rodeado de las virtudes teologales, c. 1670/80 (O/T, 50 x 79 cm; 97), publicada y reproducida ya en 1988 por Enrique Valdivieso, y en magnífico estado de conservación. Esta vez serán 15.000 los euros pedidos; una pequeña oportunidad, que me temo que muchos no verán…

Menos interesante quizá para nosotros, la tabla inédita de Marcello Venusti, un manierista que sigue con fidelidad la obra de Michelangelo. Su Oración en el huerto, c. 1565/75 (54,5 x 75 cm; 111), ofrecida por 12.000 euros, es copia casi idéntica de la versión de 55,5 x 73,5 cm no vendida en Sotheby’s Londres tras salir con estimación de 20,000 a 30,000 GBP (ver), y de la ofrecida en Piasa en marzo de 2010, sólo con la escena de la derecha, adjudicada por apenas 4.957 euros (O/T, 36,4 x 34 cm).

Pasemos al siglo XX, donde hay buenas piezas como espolvoreadas por el catálogo. La primera, por proximidad temporal, el lienzo Comentarios (O/L, 114 x 86 cm; 227) de Francisco Iturrino. Expuesta en cuatro muestras y referenciada en más de seis publicaciones, es un muy buen ejemplo de ese colorismo tardío típico de Iturrino, cuando ya el interés por el dibujo había pasado a un octavo plano… 25.000 euros, a muchos euros luz de las altas cifras que se solían pedir no hace aún demasiado tiempo, por cierto.

De un mundo geométrico en sentido amplio, no se pierdan dos obras. La primera, una tabla de Eusebio Sempere, Luminosidad en 4 círculos, 1974 (témpera y tinta/T, 57 x 55 cm; 263), con su habitual sutileza y riqueza; para verla con detalle, como las que pudimos disfrutar hace no demasiado en la retrospectiva del Reina (ver), por 12.000 euros. Y de Elena Asíns, Estudio para los cuartetos prusianos nº 5, 1978 (tinta/papel, 115 x 36 cm; 270), procedente de la galería Theo y de Elvira González, de Madrid, por 6.000 euros. Lo mismo (ver).

Acabo, con la portada del catálogo: una composición a base de pigmentos y látex sobre papel que sigue la típica escultura de letras de Jaume Plensa, Ombres V, 2011 (155 x 110 cm; 317); con el afán devorador por tener obra de su mano que se percibe en el mercado, veremos en qué quedan los 19.000 euros pedidos… Y El instante, 2011 (pigmentos sobre papel  Japón, 182 x 100 cm; 311), de José María Sicilia, por 11.000 euros, composición verdaderamente cercana a las telas con bordados que acabamos de ver en ARCO hace apenas dos semanas, y por las que se pedían entre 30.000 y 45.000 euros. Más oportunidades.

Y que el coronavirus nos ocupe, pero que no nos despiste ni nos haga perder la cabeza. Daniel Díaz @Invertirenarte

Segre, entre Sorolla y Romero de Torres
Joaquín Sorolla. Caballero con banda, 1882. Salida: 95.000 euros
Juan de Valdés Leal. Ángel de la guarda protegiendo el alma cristiana y rodeado de las virtudes teologales, c. 1670/80. Salida: 15.000 euros. Remate: 17.000 euros
Juan de Valdés Leal. Ángel de la guarda protegiendo el alma cristiana y rodeado de las virtudes teologales, c. 1670/80. Salida: 15.000 euros
José María Sicilia. El instante, 2011. Salida y remate: 11.000 euros
José María Sicilia. El instante, 2011. Salida: 11.000 euros
Segre, entre Sorolla y Romero de Torres
Julio Romero de Torres. Retrato de Aurora Semprún Ramos. Salida: 90.000 euros
Francisco Iturrino. Comentarios. Salida: 25.000 euros. Remate: 29.000 euros
Francisco Iturrino. Comentarios. Salida: 25.000 euros
Jaume Plensa. Ombres V, 2011. Salida: 19.000 euros. Remate: 34.000 euros
Jaume Plensa. Ombres V, 2011. Salida: 19.000 euros
Atribuidos a Miguel Jacinto Meléndez. Retratos regios de Felipe V y de María Luisa Gabriela de Saboya, c. 1701/2. Salida: 60.000 euros. No vendidos
Atribuidos a Miguel Jacinto Meléndez. Retratos regios de Felipe V y de María Luisa Gabriela de Saboya, c. 1701/2. Salida: 60.000 euros
Eusebio Sempere. Luminosidad en 4 círculos, 1974. Salida: 12.000 euros. Remate: 13.000 euros
Eusebio Sempere. Luminosidad en 4 círculos, 1974. Salida: 12.000 euros
Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search