En Mercado

Durán apuesta de nuevo por Julio Romero de Torres

Un buen retrato de Nidia Apaolaza de Vela se ofrece por 180.000 euros en la cita del próximo 22 de diciembre


 

Lo de Durán y Julio Romero de Torres (1874-1930) es casi como un matrimonio ya. Con una larga distancia respecto a otras salas nacionales e internacionales, es la que más obras del cordobés ha sacado a pujas, obteniendo normalmente muy buenas ventas, especialmente antes de la crisis de 2008.

Es cierto que no estamos ahora ante una obra simbólica, de esas que tanta fama le dieron y por el que es especialmente buscado –Las dos sendas (O/L, 171,5 x 141 cm), por poner un ejemplo cercano, se adjudicó en octubre pasado en Christie’s Nueva York por 475,000 USD (425.552 euros; ver; expuesto en Londres (ver)-, pero el retrato que se ofrece ahora es un gran lienzo, todo hay que decirlo.

Retrato de Nidia Apaolaza de Vela (O/L, 100 x 110 cm; lote 105) fue realizado por el pintor entre 1922 y 1923, durante la gran gira por Latinoamérica que le consagraría definitivamente. Especialmente en la Argentina, uno de los grandes centros económicos y culturales del mundo aún, retrató a distinguidas y atractivas mujeres, como la que se ofrece ahora a pujas con una salida desde los 180.000 euros (y cuya cifra final, incluida ya el 22% de la comisión de la sala y los impuestos, ascendería a 219.600 euros). Joven y atractiva, la pose es sincera, de mirada directa. Con un fondo en el parece entreverse una finca de grandes dimensiones, con balaustrada clásica, y una especie de lago; por contraste, en el primer plano, el sillón donde ella se sitúa, con un vestido largo, morado, chal dorado y enjoyada con perlas, mostrando una sencilla riqueza, casi sin ostentación; junto a ella, un bote de cristal con agua y dos rosas, en la flor de la vida, pero que acabarán marchitándose…

En noviembre de 1998, según leemos en Archivo Español de Arte (ver), se ofreció «en S[otheby’s] Madrid con una estimación de siete a nueve millones de pesetas» (unos 42.000 a 54.000 euros, en cambio directo a día de hoy). Hace apenas unos meses, en octubre para más señas, Durán ofreció por 130.000 euros otro retrato de calidad, y bastante similitud con el actual en cuanto a la postura y gesto de las retratadas, pero mucho más austero y áspero, La bailarina Marina Sansano (óleo y temple/L, 91,5 x 82 cm; ver), por el que no hubo interesados. Es interesante, por contraste, y sabiendo que es un desnudo, mencionar que La esclava (O/L, 83,8 x 62,2 cm), que no se había vendido en Sotheby’s en noviembre de 2001 por 30,000 GBP, alcanzó en Christie’s en julio de 2019 las 299,250 GBP (ver), lejos de la atractiva estimación de 20,000 a 30,000 GBP, teniendo en cuenta su pasado.

Cercano aún en el tiempo, aunque pasa rápido, en marzo de 2018 el buen Retrato de Teresa de la Cruz, 1920 (O/L, 93 x 75 cm), la atormentada poetisa chilena Teresa Wilms Montt (1893-1921), escaló, en Durán ya de nuevo, de 60.000 a 65.000 euros (ver). Eso fue poco después de que el Retrato de la señorita de Alfonso, 1924 (óleo y temple/L, 80,5 x 90 cm; 115), hija del célebre fotógrafo de la primera mitad del siglo XX, se adjudicase por el precio pedido, 150.000 euros, en septiembre de 2016 (ver).

Llegados a este punto, y aunque sea remontarnos quizá demasiado, sí pienso que debemos mencionar la venta en octubre de 2014 de La niña de la tanagra (óleo y temple/L, 77 x 107,5 cm), magnífico retrato de Rosario de la Vega Barbudo, pintado hacia 1927/28; salida por pujas por escrito por 80.000 euros, se adjudicó en pocos minutos por 200.000 euros, que sumaron finalmente 244.000 euros (ver). Poco después, y por el mismo precio final, se produjo la otra gran venta de Julio Romero de Torres en nuestro país (antes de la crisis, insisto): Marta y María (O/L, 111 x 84 cm), vendido en Abalarte, en octubre de 2015 por los 200.000 euros pedidos (ver).

Dicho lo cual, sólo queda esperar las pujas de los posibles coleccionistas, que tienen el aliciente de las fechas, todo sea dicho (por cierto, para los más interesados en la obra del cordobés, les invito a visitar esta web que recoge gran parte de su producción: aquí).

Dos apuntes más.

En el siglo XIX, será interesante ver qué sucede con la Vista de Venecia. Riva degli Schiavoni mirando al oeste (O/L, 81 x 132,5 cm; lote 27), de William James (1746-1771). Típica vista veneciana, al modo de los veddutiste italianos, se ofrece por 50.000 euros, pensando en un posible comprador extranjero. Sólo menciono, para tenerlo en el radar, que Hampel Munich vendió en abril pasado su Die Rückkehr des Bucintoro nasch venedig am Himmelfahrtstag (O/L, 76 x 127 cm) por 104.000 euros, lejos de la estimación de 50.000 a 70.000 euros (ver). Y en Kaminski & Co. Beverly, Grand Canal Venice with Saint Mark’s Square (O/L, x 127 cm), en agosto de 2018, se vendió por 90,000 USD (79.011 euros)…

Y en el siglo XX español, no dejen de ver la obra de Carmen Calvo,  Cristales rotos, 1996 (200 x 140 cm; 210), que se ofrece por 13.000 euros, los dos grandes lienzos de Santiago Ydáñez, Sin título, 2000 (176 x 176 cm; 215) y Sin título, 2001 (O/cartón/T, 130 x 198 cm; 216), por 4.000 y 3.500 euros, y tal vez el gran lienzo de José Manuel Broto, Sin título, 1985 (Tm/L, 195 x 270 cm; 211), que sale por 14.000 euros, aunque en los últimos años ha descendido la demanda de su obra en el mercado, todo sea dicho… Daniel Díaz @Invertirenarte

Julio Romero de Torres. Retrato de Nidia Apaolaza de Vela, 1922-1923. Salida: 180.000 euros. No vendido
Julio Romero de Torres. Retrato de Nidia Apaolaza de Vela, 1922-1923. Salida: 180.000 euros
Santiago Ydáñez. Sin título, 2000. Salida: 4.000 euros. No vendido
Santiago Ydáñez. Sin título, 2000. Salida: 4.000 euros
William James. Vista de Venecia. Riva degli Schiavoni mirando al oeste. Salida: 50.000 euros. No vendido
William James. Vista de Venecia. Riva degli Schiavoni mirando al oeste. Salida: 50.000 euros
Carmen Calvo. Cristales blancos, 1996. Salida: 13.000 euros. No vendido
Carmen Calvo. Cristales blancos, 1996. Salida: 13.000 euros
Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search