En Mercado

Durán apuesta por un papel de Antonio Saura

Ofrece, además, dos retratos de la mano de Raimundo de Madrazo en su cita del martes 19 de diciembre


 

Hacía tiempo que no veíamos en la portada de la sala una obra tan singular y cercana a nuestros días. Durán, la clásica sala de la calle Goya, parece querer dar un giro hacia un coleccionismo más moderno, quizá más joven incluso; además de crear una galería online con arte actual al alcance de cualquier bolsillo y desarrollar una línea de arte urbano (www.durangallery.com), este guiño parece enfocado a conectar ambos mundos que más de uno considera casi irreconciliables.

Sea como fuere, es una oportunidad poder contemplar las Mutaciones, 1981 (Técnica mixta sobre papel, 54,9 x 70 cm; lote 149), de Antonio Saura. Tras los años expresionistas vinculados al grupo El Paso, su pintura fue danto entrada lentamente a pequeñas variaciones sobre los mismos temas, con un punto cada vez más colorista –abandonando el sagrado binomio blanco y negro que pareció auparle como Sumo Sacerdote del expresionismo español-, hasta llegar en los setenta y ochenta al juego del collage, de la utilización de fotografías e impresiones –con  mucha frecuencia rostros o partes del cuerpo- que distorsionaba a base de una fiesta de colores, pero cuya unidad , a pesar del caos puramente formal aparente, sabía mantener.

Es Mutaciones una de esas versiones, mágicamente colorista, procedente de la galería Marlborough, la que se ofrece por unos nada sencillos 27.500 euros. Recordemos en este sentido que apenas hay, hoy día, piezas similares que se acerquen a esos precios, y  menos en nuestro país. Chien de Goya, 1978/80 (gouache, tinta china y lápiz, 49,5 x 64,5 cm), se vendió en Christie’s París en junio pasado por 18.000 euros (22.500 euros, premium ya incluido; ver), lejos de los 35.000 euros en que se adjudicó en Sotheby’s París, en mayo de 2012, Cocktail-Party, 1965/80 (tinta y acrílico/papel, 69,5 x 80 cm; ver).

De esos años, algunas otras piezas interesantes son, sin duda: La gran tela, 1979 (O/L, 90 x 140 cm; 144), un interesante bodegón de Eduardo úrculo donde lo que prima es la tela del primer plano con sus típicas frutas de variados colores por encima, por 7.000 euros. Los dos óleos sobre papel del gaditano Guillermo Pérez Villalta, pintados en 1985 con treinta y siete años y un lenguaje ya muy personal en la segunda: Frente a Gibraltar (69 x 48 cm; 145) y un más simbólico Gibraltar (68 x 48 cm; 146), por 1.500 euros cada uno. Y, aunque menor, un clasicista y tardío ya Le compotier, 1966 (O/L, 65 x 81 cm; 130) de Fermín Aguayo, con etiqueta de la galería Ponce, por 1.200 euros.

La otra línea especialmente interesante era la de los retratos de Raimundo de Madrazo. Gran retratista cargado de técnica, fue sin duda uno de los que mejor supo percibir y exponer la lenta desaparición del mundo antiguo, cargado aún de apariencia, de falso oropel y de belleza muchas veces vacía. Con cierta frescura aún, Retrato de dama (O/L, 73 x 60 cm; 115) se ofrece por 12.000 euros, un precio bastante asequible si tenemos en cuenta que esta sala ha vendido recientemente otros dos buenos retratos de su mano: en octubre, por 20.000 euros, el Retrato de María de Hahn y Echenagusía, 1890 (O/L, 81 x 65 cm; ver), y en abril el de Clarita Seminario, 1911 (O/L, 150 x 109 cm; ver).

Mejor es, claramente, su Retrato de la señora Oliver Gould Jennings, 1897 (O/L, 130 x 97 cm; 116), pero se ofrece por un precio que parece difícil de alcanzar: 50.000 euros. Curiosamente, el pasado día 13, Sotheby’s Londres vendió por 50,000 GBP (56.751 euros, premium ya incluido), un menor pero más mundano y  sugerente Bouquet de flores (O/L, 73,5 x 59,5 cm; ver), donde aparecía su buscada musa, Aline Mason… Poco antes, en junio, en una sala poco conocida como es Grogan & Company, de Boston, Portrait of Mrs. Oliver Gould Jennings se adjudicó por 24,130 USD (21.574 euros).

Por último, en un terreno de nadie entre estas dos partes señaladas, vean con interés al recio Campesino, 1974 (O/L, 81 x 100 cm; 163), del burgalés José Vela Zanetti, con unas manos enormes del trabajo del campo, una haz de pajas al hombre y una cara sonriente; comprada directamente al artista, se piden 9.000 euros, que podrían subir ligeramente. Daniel Díaz @Invertirenarte

Antonio Saura. Mutaciones, 1981. Salida: 27.500 euros
Antonio Saura. Mutaciones, 1981. Salida: 27.500 euros
José Vela Zanetti. Campesino, 1974. Salida y remate: 9.000 euros
José Vela Zanetti. Campesino, 1974. Salida: 9.000 euros
Eduardo Úrculo. La gran tela, 1979. Salida: 7.000 euros
Eduardo Úrculo. La gran tela, 1979. Salida: 7.000 euros
Raimundo de Madrazo. Retratro de la Señora Oliver Gould Jennings. Salida: 50.000 euros
Raimundo de Madrazo. Retratro de la Señora Oliver Gould Jennings. Salida: 50.000 euros
Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search