En Mercado

Un nacimiento de Trapani encabeza la licitación de Alcalá

La sala de la calle Núñez de Balboa es consciente de lo que el público demanda y los próximos días 4 y 5 de octubre los coleccionistas podrán encontrarse de nuevo con piezas muy interesantes de arte colonial, sin olvidarnos de otra de las estrellas de la edición un excepcional nacimiento joya siciliana del s. XVIII en marfil que sin duda merece la pena disfrutar.

La estrella de esta edición es el lote 1101, se trata de un Nacimiento en marfil tallado con coral, cuarzo, carey y nácar, del taller italiano de Andrea y Alberto Tipa, Trápani, s. XVIII, familia de escultores famosos por sus preciosas composiciones en alabastro, coral y marfil, con escenas sacras y mitológicas, una pieza similar fue subastada en Sothebys en julio de 2006, Trapani fue hasta finales del s. XVIII uno de los principales puertos comerciales de Sicilia, y los recursos naturales de la isla fueron utilizados en este taller de los hermanos Tipa para realizar este tipo de piezas, nos encontramos con nacimientos similares en el Bayerisches Nationalmuseum de Munich adquiridos por Luis de Baviera o el Museo Cvivio de Termini, su precio de salida se ha establecido en 25.000 euros y sin duda se trata de una auténtica joya muy difícil de ver en el mercado y que atraerá la atención de los coleccionistas más exclusivos.

De todos es sabido que la sala madrileña es un referente en lo que a arte colonial se refiere, apostando desde siempre por esta tendencia que tantos éxitos está cosechando en las licitaciones nacionales, en esta ocasión nos ofrece dos interesantes ejemplares como el 1024 se trata de un baúl de cubierta plana, con alma de madera encorada y policromada decorada con un águila bicéfala y con motivos de pájaros y granadas, del s. XVII, trabajo peruano con una salida en 4.000 euros o el lote 1023 un baúl con tapa a dos aguas y marquetería con decoración de hojas, pájaros y flores también peruano del s. XVII-XVIII que partirá también de 4.000 euros, en los que se aprecian muestras del eclecticismo oriente-occidente, que solían utilizarse por personas adineradas para guardar enseres o documentos. Aún se oye el eco de la subida en Durán hace unos días del lote 631 un arca colonial del s. XVIII con adornos vegetales y escudo frontal desde sus testimoniales 300 euros de salida hasta los 40.000 de su remate. Citar también el lote 448 una arqueta de carey con aplicaciones en plata, mejicana, s. XVII-XVIII, con salida en 1.000 euros, piezas muy buscadas y que cuando salen a la venta se convierten en todo un atractivo.

Otra pieza que llama la atención es el lote 451 se trata de un excepcional díptico de plata y marfil que representa la Visitación y la Asunción de la Virgen, Virreinato del Perú, Quito s. XVIII, sobre todo destaca por la calidad del marfil y por su composición y se ha tasado en 3.000 euros, las obras de la Escuela Quiteña se caracterizan por la combinación y adaptación de rasgos europeos e indigenistas y en este díptico la composición del mismo es muy representativa de esta escuela. Sin abandonar esta sección también destaca el lote 449 una escultura de la Escuela Indo Portuguesa del Buen Pastor en marfil s. XVII con precio inicial de 2.500 euros muestra de la representación más fascinante y controvertida de este arte desde el punto de vista iconológico, se trata de tallas realizadas durante el siglo XVII en la ciudad india de Goa por artistas o artesanos anónimos de origen local, que tenían ya una larga tradición en la talla del marfil, y exportados a Europa, la importancia de estas piezas reside en que es la manifestación de una singular forma de mestizaje, de un original sincretismo religioso y artístico entre oriente y occidente, la postura y expresión de esta pieza con las imágenes de la meditación de Buda, en lo que supone una síntesis con la figura cristiana del Buen Pastor y por otra parte el 450 que representa una Inmaculada en marfil tallado y dorado, s. XVII también con salida en 2.500 euros. Se aprecia la forma característica de tallar la cabellera, así como la nariz recta y la boca cerrada sin apenas marcar los labios, y los ojos almendrados, claramente orientales. al realizarse tallas con temática e iconografía cristianas, utilizando motivos decorativos, elementos y técnicas propias del Extremo Oriente.

Atentos al 460, un excelente escritorio colonial, muy posiblemente del Virreinato de Nueva España, S. XVIII, con un precio que se antoja meramente testimonial y debido a la calidad del mismo, y si tenemos en cuenta las tendencias actuales del mercado, será una pieza por la que pujen no sólo coleccionistas nacionales sino también internacionales, por lo que su precio final, lo normal es que quede lejos de esos 9.000 euros en los que se ha tasado inicialmente. Ojo por lo tanto a este lote porque la previsión en la subasta se prevé animada. Marta Molina-Sanz

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search