En Actualidad

El Fitzwilliam Museum de Cambrige amplía su colección de pintura

Gracias a la fórmula de «dación en pago de impuestos», la institución británica ha recibido dos retratos de Adriaen Van Ostade y un paisaje de Francesco Guardi procedentes de la colección del banquero inglés George Pinto.


Son muchas las fórmulas gracias a las cuales las instituciones, ya sean públicas o privadas, amplían sus colecciones de arte. Además de las adquisiciones, una de las vías más habituales es la denominada «dación en pago de impuestos», una fórmula que permite saldar deudas tributarias a cambio de la entrega –en el caso que nos concierne– de una obra de arte. En nuestro país, por ejemplo, la Crucifixión de Juan de Flandes (P7878) ingresó en el Museo Nacional del Prado en 2005 a través de este sistema procedente del Grupo Ferrovial.

En esta misma línea, el Fitzwilliam Museum de Cambrige acaba de recibir tres pinturas procedentes de la colección del banquero británico George Pinto (1929-2018) para saldar impuestos correspondientes a su herencia. Dicha operación ha sido posible, según explica la propia institución, gracias a la mediación de la casa de subastas Christie`s.

Las obras en cuestión son dos retratos del pintor flamenco Adriaen Van Ostade (1610-1585), Niño de tres cuartos con guantes y Niño de tres cuartos sosteniendo un sombrero, valorados ambos en 226.936 libras en tasas; y un Paisaje con ruinas frente a la costa del vedutista veneciano Francesco Guardi (1712-1793), valorado en 157.936 libras. Gracias a ellas, el museo completa sus colecciones. Del primero, el Fitzwilliam poseía ya dos lienzos, cuatro dibujos y una significativa colección de estampas. Por lo que respecta a Guardi, con esta nueva obra son ya cinco las que atesora.

La Ministra de Cultura del Reino Unido, Caroline Dinenage, ha manifestado sentirse «muy contenta de que el Museo Fitzwilliam reciba tres obras maravillosas gracias al esquema de dación en pago. Es una gran noticia que estas obras vuelvan a Cambridge, donde se educó su propietario original, para que puedan inspirar a una nueva generación de estudiantes». En sintonía con Dinenage ha hablado en director del museo, Luke Syson, dedicando unas palabras al fallecido.

George Pinto fue un reconocido economista, director del banco de inversión Kleinworth Benson. Coleccionista y apasionado de pintura dieciochesca, era miembro, entre otros, del Fitzwilliam Museum’s Marlay Group y patrono de la National Gallery de Londres. Precisamente esta última institución había adquirido en mayo de este mismo año, procedentes de dicha herencia y una vez más a través de Christie`s, tres retratos dieciochescos pintados por Thomas Gainsborough (1727–1788), Thomas Lawrence (1769–1830) y Jean-Etienne Liotard (1702–1789) respectivamente.

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search