En Actualidad

PHotoESPAÑA 2019 apuesta por Sharon Core y Laura Letinsky

Otra mirada se expone en el Museo del Romanticismo en Madrid. La obra de Sharon Core y Laura Letinsky, persiste en el pictorialismo y en el género del bodegón en la fotografía, pero con nuevas aportaciones que ofrecen otro punto de vista.


El festival nacional de fotografía por excelencia celebra su XX edición y aniversario. Para ello ha promovido nuevas ideas e inversiones que redunden en la consolidación del Festival tanto nacional como internacionalmente. No obstante, el Festival ha tenido siempre una visión internacional, dirigiendo su mirada a grandes territorios artísticos: Europa, Norteamérica, Latinoamérica, Extremo Oriente, etc. Sin embargo, la fotografía española ha tenido siempre un papel relevante, ya que su evolución ha desembocado hoy en el interesante trabajo de jóvenes creadores que están aportando nuevas formas de mirar y que gozan de un importante eco internacional.

Entre los múltiples proyectos que organiza el festival, como actividades al aire libre, programas para profesionales, concursos y exposiciones, nos detenemos en una de las que acoge Madrid en el Museo del Romanticismo. La institución exhibe la obra de Sharon Core y Laura Letinsky. Esta muestra se incluye dentro de la Carta Blanca de Susan Bright (una de las comisarias de PHotoESPAÑA 2019), que bajo el título ¿Dèjá Vu?, presenta una selección de obras que se inspiran en las tradiciones artísticas y fotográficas del pasado para obtener resultados absolutamente relevantes en el presente, pidiendo al espectador que reflexione sobre cómo actúan las fotografías en lugar de sobre lo que muestran.

En esta línea, el estilo fotográfico se inspira en el bodegón floral y frutal. Las fotógrafas de origen estadounidense (Core) y canadiense (Letinsky), reúnen 12 imágenes bajo el título de Otra mirada que hacen perdurar el género bodegonista con el significado que siempre ha tenido: la naturaleza temporal y frágil de frutas, flores y verduras, traducida simbólicamente en la mortalidad humana. Pero, por supuesto, con todo el contenido técnico estilístico y estético que apela a lo sensorial y busca la belleza estilizada con formas sofisticadas.

Visualmente la obra de Core parece más fiel a esta idea que la de Letinsky, pero las fotografías de la última dan sentido al tema y título de la muestra. La canadiense incorpora en sus instantáneas recortes de revistas de tendencias, publicitarias o artísticas, mezclándolas con objetos y reproducciones. Son, en este sentido, reflexiones sobre el deseo y el consumo, interpelando al espectador a que reflexione sobre cómo vemos y experimentamos los objetos. Estas son las novedades que aportan las creadoras para el festival, haciendo una armoniosa fusión entre lo clásico y lo emergente.

Por eso ambas autoras se basan en un gran conocimiento sobre la Historia del Arte y la cultura clásica y contemporánea, planteando un sofisticado cuestionamiento sobre el medio fotográfico y la naturaleza muerta como género. En sentido figurado, «otra mirada» significa ver las cosas desde otro prisma, pensárselo dos veces, adoptar otra perspectiva ante algo. Literalmente quiere decir mirar otra vez.

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search