En Actualidad

Astrolabio.1342-Inglaterra. Aleación de cobre. c The Trustees of the British Museum (2016) . All rights reserved

OBJETOS DEL BRITISH MUSEUM QUE NOS HABLAN DE UN PASADO COMÚN EUROPEO

Las grandes culturas del pasado son uno de los ejes principales de la programación de exposiciones de la Obra Social La Caixa, porque a partir de ellas podemos aproximarnos mejor al presente histórico que nos ha tocado vivir. Ahora, gracias a un convenio entre la Obra Social La Caixa y el British Museum se podrán admirar un conjunto de casi 250 piezas del museo británico en Caixaforum Madrid, junto a otras del Museo Arqueológico Nacional de España, el Museo Nacional de Arte de Cataluña o el Museo Frederic Marés, seleccionadas por los comisarios, Michael Lewis y Naomi Speakman, bajo el título Los pilares de Europa. La Edad Media en el British Museum.

La exposición fue inaugurada ayer en Madrid por la directora general adjunta de la Fundación La Caixa, Elisa Durán, el presidente y el director del British Museum, Sir Richard Lambert y Hartwig Fischer, respectivamente. Durante la presentación, Elisa Durán afirmó que el acuerdo con el Museo Británico permitirá acercarnos además al arte griego antiguo, al Egipto de los Faraones y a la idea del lujo en la antigüedad. Por su lado, Hartwig Fischer subrayó que los objetos presentes nos hablan de cómo vivían, sentían y entendían el mundo las personas de la Edad Media. Y por último, Richard Lambert dijo que el modo en que se exponen en Madrid los objetos seleccionados posibilita que el visitante pueda centrar su mirada y recorrer una parte muy importante de la historia de Europa.

La muestra permanecerá abierta hasta el 5 de febrero de 2017 y permite un acercamiento general desde la óptica europea que ahonda en los antecedentes de una identidad común, de un período que se extendió desde el año 400 d.C hasta el año 1500 d.C. Más de un milenio que todavía arroja algunas sombras, pero que también supuso relevantes transformaciones políticas, económicas y culturales, dando  como fruto numerosos progresos intelectuales y piezas de un gran talento artístico, no sólo de las producidas para las cortes reales, sino también de otras de la iglesia o de los segmentos de población más humildes para ofrecer una visión integral del mundo medieval. La vida en la corte, la guerra y la conquista, pero también la vida cotidiana son aristas que nos ayudan a profundizar en esa mirada a un período de grandes cambios.

Un milenio en continua transformación

Desde la decadencia manifiesta del Imperio romano en el siglo V hasta la Reforma protestante del siglo XVI, Europa experimentó grandes transformaciones en diferentes órdenes de la vida, desde la construcción de catedrales y castillos hasta la expansión urbana y el crecimiento de las ciudades que cambió el paisaje conocido, porque supusieron los cimientos de las naciones estado en Europa. La iglesia dominaba la vida cotidiana pero la apertura de las rutas comerciales en el interior del continente incrementó las interacciones culturales, en la que los artesanos supieron crear objetos de gran belleza, un momento de esplendor que chocaba con la pobreza imperante en Europa.

En un período de más de 1000 años podemos observar numerosos de toda índole. Y ese legado permanece visible en las catedrales y castillos, porque muchos de esos edificios se conservan hoy en buen estado. A lo largo del recorrido, dividido en cinco ámbitos: la formación de Europa, el poder real, el poder eclesiástico, la vida en la corte y la vida urbana, y, por último un audiovisual que detalla la herencia de la Edad Media hasta el siglo XXI.

Piezas que nos hablan de un pasado no tan remoto

A lo largo del recorrido propuesto- que destaca por un montaje singular- se pueden admirar tanto la perspectiva del norte de Europa como la de los reinos del sur, a través de los 19 préstamos del resto de museos que han hecho posible los Pilares de Europa. La Edad Media en el British Museum.

Aunque resulta muy difícil elegir las mejores piezas, donde no faltan astrolabios, capiteles, maderas policromadas, cofres, anillos, etcétera, cabría mencionar varias de ellas: el Rey del juego de ajedrez de Lewis (1150-1200, posiblemente de Noruega, aunque encontrado en Escocia). Las piezas de ajedrez de Lewis son un símbolo importante de la civilización europea; el Broche de Wingham (575-625) procedente de Inglaterra y hecho de plata dorada, granates, vidrio azul y concha; las Piezas circulares de vidrio (1480-1500, Alemania), que son las vidrieras pintadas  con colores vivos y que llevaron una luz radiante al interior de los edificios medievales; y la Estatuilla de un caballero (1375-1425, Inglaterra), que quizás represente a san Jorge y que personifica al caballero medieval, con los símbolos y armas mejor elegidos.

Esta exposición supone una colaboración sostenida de la Fundación “La Caixa” con el Museo Británico que a a permitir organizar grandes proyectos expositivos, a partir de los ricos fondos del museo inglés, que ya había cedido numerosas piezas a otras muestras organizadas por la Fundación “La Caixa”. La exposición tras su clausura en Madrid viajará a CaixaForum Barcelona y CaixaForum Zaragoza. Además de esta mirada a la Edad Media, el acuerdo prevé la organización de tres proyectos en torno a las grandes civilizaciones de la historia. Julián H. Miranda

Hasta el 5 de febrero de 2017.

ARTÍCULOS RECIENTES
0

Start typing and press Enter to search