En Mercado

Fuertes revalorizaciones en las últimas subastas de numismática


Los días 24 y 25 de abril la casa norteamericana Heritage Auctions celebró unos remates de monedas y billetes en distintas sesiones. Sin duda los resultados son llamativos; primero porque la práctica totalidad de los lotes se adjudicaron, y segundo porque hubo cifras muy elevadas, con más de 20 lotes donde el martillo se paró en los seis dígitos.

Respecto a los billetes, podemos destacar los 72.000 dólares ($) en los que se remataron unas 20 rupias de Zanzíbar (salía en 30.000), mientras que las 5 rupias se fueron por 38.400$. Las 50 y 10 libras de Australia (1918) se fueron por 26.400 y 7.500.

Las monedas, sin embargo, fueron protagonistas. Hemos contado 20 lotes con remates por encima de 100.000$. Los 10 $ de 1858, una prueba excepcional de la que se tiene constancia de cuatro ejemplares, pero este era el único que está en manos de coleccionistas privados, ya que el resto están en instituciones. La última vez que se subastó, 1984, se vendió en 121.000$. Ahora ha ido a un nuevo monetario por 480.000$. Otro rarísimo 10$, esta vez de 1933, también tuvo buena acogida. Casi todas las acuñaciones de este año se volvieron a fundir, de ahí que sea uno de los años más complicados para la serie áurea. De este ejemplar se estiman un par de docenas. Hace 9 años se vendió por algo menos que la cifra que ahora alcanzó el martillo, 360.000$.

Pero no todo era moneda norteamericana. Una de las mayores sorpresas fue la adjudicación de un triple unite de Carlos I, acuñado en Oxford en 1644. La salida era de 40.000, su estimación el doble… pues se quedó muy corta porque llegó a alcanzar un remate de 360.000$. Otra pieza inglesa que se fue a los 300.000$ fueron las 5 libras de 1839 en calidad proof. Aunque tampoco se quedó muy atrás la pieza de 15 shillings de Isabel I (ryal de oro del barco) que, desde su salida de 30.000, fue subiendo con fuerza y se adjudicó en 228.000$.

A primeros de mayo, el día 3, dirigíamos la mirada al país del sol naciente, donde la firma Taisei presentaba un notable remate. Destacábamos unas 5 libras de 1839, una acuñación proof, que se nos antojaba con una salida fuerte de 45.000.000 JPY (alrededor de 385.000 euros), pero es evidente que nos equivocamos, ya que casi dobla la misma, y acabó adjudicándose en 86.500.000 JPY (más de 745.000€). Las 5 guineas de 1748 que salían en 6.000.000 JPY se fueron a 13.500.000 JPY (unos 116.000€); los 10 ducados de Sajonia de 1733 se remataron en más de 47.000€ (5.5000.000 JPY, desde una salida de 4 millones) y los 1.000 yuan chinos de 1989 en calidad proof, con una salida de 2.200.000 JPY, se adjudicaron 2n 2.4 (más de 20.000 euros).

Para concluir, hemos de mencionar las subastas de Hong Kong que llevó a cabo Stack´s Bowers and Ponterio. Habían pospuesto la cita de esta subasta (décimo aniversario de la subasta focalizada en temática asiática), y finalmente la llevaron a cabo apenas unos días atrás (segunda semana de mayo). La mayoría de los lotes vendidos, y una cifra total final de más de 13M$. Debemos destacar algunos remates como la prueba del dólar de plata de (1911) con dragón invertido. Se estimaba entre 100.000-150.000, y se adjudicó en 210.000$. También muy llamativo el resultado del dólar de plata de (1929) en extraordinaria conservación. Dejó muy atrás la estimación de 90.000-120.000, y finalmente se vendió en 252.000$.

Es decir, sin duda los resultados de estas tres subastas confirman que el mercado numismático muestra mucha fortaleza en estos tiempos y por ello debemos seguir su estela en las próximas citas. Juan Cayón

Recommended Posts
0

Start typing and press Enter to search